[DIFUNDE TU FE CATOLICA] EL OFRECIMIENTO DEL PADRE PÍO por las Almas del Purgatorio


Nota di Radio Spada: continua come sempre la sua collaborazione con Radio Spada il carissimo amico Juan Diego Ortega Santana, titolare del blog sicutoves.blogspot.com. Si tratta della prima rubrica radiospadista dedicata al pubblico spagnolo e ispanofono che ci segue da anni con grande simpatia ed affetto. Un sentito ringraziamento all’amico Juan Diego, vero cattolico integrale,  che in molte occasioni ci ha testimoniato il suo affetto e la sua stima. Pregate per Lui. Buona lettura! (Piergiorgio Seveso)

Nota de Radio Spada: Continúa como siempre su colaboración con Radio Spada el muy querido amigo Juan Diego Ortega Santana, propietario del blog sicutoves.blogspot.com. Esta es la primera columna de radiospadistas dedicada a la audiencia española e hispana que nos ha estado siguiendo durante años con gran simpatía y afecto. Un sincero agradecimiento a mi amigo Juan Diego, un verdadero católico integral, que en muchas ocasiones ha sido testigo de su afecto y estima. ¡Ora por él! ¡Feliz lectura! (Piergiorgio Seveso)

EL OFRECIMIENTO DEL PADRE PÍO por las Almas del Purgatorio

Era tal el amor que el Padre Pío sentía por las Almas que padecen en el Bendito Purgatorio, que a los pocos meses de haber sido ordenado sacerdote, se sentó a escribir al Padre Benedetto, su Director Espiritual, con el que podía compartir todos los anhelos del alma sin temor al rechazo o incomprensión:

              “Ahora mi querido Padre, quiero pedir vuestro permiso para algo. Hace ya un tiempo que he sentido la necesidad de ofrecerme al Señor como víctima por los pobres pecadores y por las Almas del Purgatorio. Este deseo ha estado creciendo continuamente en mi corazón, hasta el punto de que ahora ha llegado a ser, lo que llamaría una fuerte pasión. 

               He hecho este ofrecimiento al Señor varias veces, suplicándole que derrame sobre mí el castigo preparado para los pecadores y por las Almas del Purgatorio, aun aumentándolas cien veces más para mí, siempre que Él convierta a los pecadores y rápidamente admita al Paraíso a las Almas del Purgatorio. Pero ahora me gustaría hacer esta ofrenda de mí mismo al Señor en obediencia a usted o en otras palabras por orden suya. A mí me parece que Jesús realmente quiere esto. Estoy seguro de que usted no tendrá dificultad en concederme este permiso.” (1)

El Padre Benedetto, conmovido por los buenos deseos del joven sacerdote, no quiso demorarse en la respuesta y le concedió el permiso para ofrecerse a Dios como víctima por los pecadores y por las Almas del Purgatorio:

               “Haga el ofrecimiento del cual usted me habla y será el más aceptable al Señor. Extienda sus brazos también sobre la Cruz y al ofrecer al Padre el sacrificio de sí mismo en unión con el Amantísimo Salvador, sufra, quéjese y ruegue por los pecadores de la tierra y por las pobres Almas en la otra vida que tanto merecen de nuestra compasión en sus sufrimientos pacientes e indecibles.” (2)

NOTAS ACLARATORIAS

   1 – Carta del 29 de Noviembre de 1910 

   2 – Carta del 1 de Diciembre de 1910.

Tal vez le interese leer

EL VOTO DE LAS ÁNIMAS, ofrecimiento de amor

 a las Almas del Purgatorio

Lascia un commento

L'indirizzo email non verrà pubblicato.

Questo sito usa Akismet per ridurre lo spam. Scopri come i tuoi dati vengono elaborati.