[DIFUNDE TU FE CATOLICA] “NADIE PUEDE REEMPLAZARLO A ÉL…”

Nota di Radio Spada: continua come sempre la sua collaborazione con Radio Spada il carissimo amico Juan Diego Ortega Santana, titolare del blog sicutoves.blogspot.com. Si tratta della prima rubrica radiospadista dedicata al pubblico spagnolo e ispanofono che ci segue da anni con grande[ simpatia ed affetto. Un sentito ringraziamento all’amico Juan Diego, vero cattolico integrale,  che in molte occasioni ci ha testimoniato il suo affetto e la sua stima. Pregate per Lui. Buona lettura! (Piergiorgio Seveso)

Nota de Radio Spada: Continúa como siempre su colaboración con Radio Spada el muy querido amigo Juan Diego Ortega Santana, propietario del blog sicutoves.blogspot.com. Esta es la primera columna de radiospadistas dedicada a la audiencia española e hispana que nos ha estado siguiendo durante años con gran simpatía y afecto. Un sincero agradecimiento a mi amigo Juan Diego, un verdadero católico integral, que en muchas ocasiones ha sido testigo de su afecto y estima. ¡Ora por él! ¡Feliz lectura! (Piergiorgio Seveso)

“NADIE PUEDE REEMPLAZARLO A ÉL…”

“No me habéis elegido vosotros a Mí, sino que Yo os he elegido a vosotros” 

(Evangelio de San Juan, cap. 15, vers. 16).

“Un sacerdote hace más falta que un rey, que un militar, que un médico, que un maestro, porque él puede reemplazar a todos, pero nadie puede reemplazarlo a él.” Hugo Wast

               Por eso, se comprende la inmensa necesidad de fomentar las vocaciones a la vida sacerdotal y religiosa. Enseña el Catecismo que es un gran pecado impedir o desalentar una vocación sacerdotal; si un padre o una madre obstruyen la vocación de su hijo, es como si le hicieran renunciar a un título de nobleza incomparable.

¿Cuándo instituyó Jesucristo el Orden Sacerdotal? 

          Jesucristo instituyó el Orden Sacerdotal en la Última Cena, al conferir a los Apóstoles y a sus sucesores la potestad de consagrar la Santísima Eucaristía; y el día de Su Resurrección confirió a los mismos el poder de perdonar y retener los pecados, constituyéndolos así los primeros Sacerdotes de la Nueva Ley en toda la plenitud de su potestad.

¿Quién es el Ministro de este Sacramento?

         El Ministro de este Sacramento es solo el Obispo. 

¿Es, pues, grande la dignidad del Sacerdocio Cristiano?

          La dignidad del Sacerdocio Cristiano es grandísima, por la doble potestad que le confirió Jesucristo sobre Su Cuerpo real y sobre Su Cuerpo Místico, que es la Iglesia, y por la Divina Misión que le encomendó de guiar a todos los hombres a la vida eterna. 

¿Es necesario en la Iglesia el Sacerdocio Católico?

         El Sacerdocio Católico es necesario en la Iglesia, porque sin él los fieles se verían privados del Santo Sacrificio de la Misa y de la mayor parte de los Sacramentos, no habría quien los adoctrinase en la Fe y serían como ovejas sin pastor, presas de los lobos; en una palabra, no existiría ya la Iglesia tal como la fundó Jesucristo.

¿Luego el Sacerdocio Católico no faltará jamás en el mundo?

          El Sacerdocio Católico, no obstante la guerra que. mueve contra él el infierno, durará hasta el Fin de los Siglos, porque Jesucristo ha prometido que las potestades del infierno no prevalecerán jamás contra Su Iglesia.

¿Es pecado despreciar a los sacerdotes?

          Es pecado gravísimo, porque el desprecio y las injurias contra los Sacerdotes van contra el mismo Jesucristo, que dijo a Sus Apóstoles “quien a vosotros desprecia, a Mí me desprecia.” 

¿Hacen mal los padres que por motivos temporales inducen a sus hijos a abrazar sin vocación el estado eclesiástico?

         Los padres que por motivos temporales inducen a sus hijos a abrazar sin vocación el estado eclesiástico cometen una culpa gravísima, porque usurpan el derecho que Dios se ha reservado de escoger sus ministros y ponen a sus hijos en peligro de eterna condenación.

¿Cuáles son los deberes de los fieles respecto de los llamados a las Órdenes Sagradas?

          Los fieles deben: 1.° Dejar a sus hijos y subordinados en plena libertad de seguir la vocación de Dios. 2.° Rogar a Dios se digne proveer a Su Iglesia de buenos Pastores y celosos Ministros, para lo cual han sido instituidos los ayunos de las Cuatro Témporas. 3.° Tener singular respeto a todos los que por las Ordenes están consagrados al Servicio de Dios. 



Catecismo del Papa San Pío X

Misioneros del Santísimo Rosario

Lascia un commento

L'indirizzo email non verrà pubblicato.

Questo sito usa Akismet per ridurre lo spam. Scopri come i tuoi dati vengono elaborati.