[DIFUNDE TU FE CATOLICA] LOS CATÓLICOS NO DEBEMOS REZAR CON LOS HEREJES

Nota di Radio Spada: continua come sempre la sua collaborazione con Radio Spada il carissimo amico Juan Diego Ortega Santana, titolare del blog sicutoves.blogspot.com. Si tratta della prima rubrica radiospadista dedicata al pubblico spagnolo e ispanofono che ci segue da anni con grande simpatia ed affetto. Un sentito ringraziamento all’amico Juan Diego, vero cattolico integrale,  che in molte occasioni ci ha testimoniato il suo affetto e la sua stima. Pregate per Lui. Buona lettura! (Piergiorgio Seveso)

Nota de Radio Spada: Continúa como siempre su colaboración con Radio Spada el muy querido amigo Juan Diego Ortega Santana, propietario del blog sicutoves.blogspot.com. Esta es la primera columna de radiospadistas dedicada a la audiencia española e hispana que nos ha estado siguiendo durante años con gran simpatía y afecto. Un sincero agradecimiento a mi amigo Juan Diego, un verdadero católico integral, que en muchas ocasiones ha sido testigo de su afecto y estima. ¡Ora por él! ¡Feliz lectura! (Piergiorgio Seveso)

LOS CATÓLICOS NO DEBEMOS REZAR CON LOS HEREJES

¡Ay, los que llaman al mal bien, y al bien mal; que dan oscuridad por luz, y luz por oscuridad; que dan amargo por dulce, y dulce por amargo! 
Profeta Isaías, cap. 5, vers. 20

Nosotros NO rezamos CON Francisco  ni junto a sus hermanos protestantes… Rezamos por su conversión

“Invito a todos los jefes de las Iglesias y líderes de todas las comunidades cristianas, junto con todos los cristianos de las diversas confesiones, a invocar al Dios Altísimo y Poderoso, mientras recitamos simultáneamente la oración que Jesús Nuestro Señor nos ha enseñado”

Jorge Mario Bergoglio, “Papa” Francisco,  discurso tras el Ángelus del 22 de Marzo de 2020 

               Con este amable saludo a “todos los cristianos”, herejes, protestantes y cismáticos, Jorge Mario Bergoglio ha invitado este pasado Domingo a unirse en oración frente a la plaga del Covid-19. Pide que se rece el Padrenuestro, pero nada dice de invocar a María Nuestra Señora, Medianera de Todas las Gracias, ni tan siquiera un Avemaría… claro, sería cosa de molestar a los “hermanos” protestantes que la blasfeman e insultan, negando Su Virginidad e Intermediación, como enseña la Fe Católica, ésa que Bergoglio escupe un día sí y al otro también.

               Una vez más, Francisco deja patente que es fiel hijo del “espíritu del Concilio” y por eso, denigra la Santa Religión Católica, poniéndola a la misma altura que aquella sectas y pseudo-religiones que presumen ser “cristianas” sin serlo.

               SOLAMENTE los Católicos somos y podemos llamarnos Cristianos, pues pertenecemos a la única Iglesia fundada por Cristo Nuestro Señor, sin más; por eso, en conciencia, NO PODEMOS REZAR EN UNIÓN DE PROTESTANTES que viven alejados de la Verdadera Fe, que no tienen a María por Madre, que despotrican de los Sacramentos, que rechazan la Presencia Real de Jesús en el Santísimo Sacramento… 

LA TRADICIÓN CATÓLICA  Y LOS HEREJES
Para los que nos tildan de “fanáticos”, les animanos a conocer la Fe Católica, la de siempre, la que imperaba en Roma antes del “Concilio Vaticano II”

“Quien reza con herejes, es un hereje” 

Papa San Agatón

               “Cristiano es mi nombre, y Católico mi apellido. El primero me denomina, mientras que el otro me instituye específicamente. De esta manera he sido identificado y registrado… somos llamados Católicos, es por esta forma, que nuestro pueblo se mantiene alejado de cualquier nombre herético.”

San Paciano de Barcelona (Epístola 1, 4) 

               “Es imposible que el Dios Verdadero, que es la Verdad misma, el mejor, el más sabio proveedor y el premiador de los buenos, apruebe todas las sectas que profesan enseñanzas falsas que a menudo son inconsistentes y contradictorias entre sí, y otorgue premios eternos a sus miembros (…) porque por la Fe Divina confesamos un solo Señor, una sola Fe, un solo Bautismo. (…) Por eso confesamos que no hay salvación fuera de la Iglesia” 

Papa León XII, Encíclica “Ubi primum”, Mayo de 1824


               “El Protestantismo o religión reformada, como orgullosamente la llaman sus fundadores, es el compendio de todas las herejías que hubo antes de él, que ha habido después y que pueden aún nacer para ruina de las almas.”

Catecismo Mayor del Papa San Pío X, artículo 129

 “La única Religión revelada es la de la Iglesia Católica…Cristo Nuestro Señor instituyó su Iglesia como Sociedad Perfecta, externa y visible… Así pues, los que se proclaman cristianos es imposible no crean que Cristo fundó una Iglesia, y precisamente una sola.
               “Añaden que la Iglesia, de suyo o por su propia naturaleza, está dividida en partes, esto es, se halla compuesta de varias comunidades distintas, separadas todavía unas de otras, y coincidentes en algunos puntos de doctrina… Siendo todo esto así, claramente se ve que ni la Sede Apostólica puede en manera alguna tener parte en dichos Congresos, ni de ningún modo pueden los católicos favorecer ni cooperar a semejantes intentos; y si lo hiciesen, darían autoridad a una falsa religión cristiana, totalmente ajena a la única y verdadera Iglesia de Cristo…”
               “Nadie, ciertamente, ignora que San Juan, el Apóstol mismo de la caridad, el cual en su Evangelio parece descubrirnos los secretos del Corazón Santísimo de Jesús, y que solía inculcar continuamente a sus discípulos el nuevo precepto Amaos unos a los otros, prohibió absolutamente todo trato y comunicación con aquellos que no profesasen, íntegra y pura, la doctrina de Jesucristo: Si alguno viene a vosotros y no trae esta doctrina, no le recibáis en casa, y ni siquiera le saludéis, Siendo, pues, la fe íntegra y sincera, como fundamento y raíz de la caridad, necesario es que los discípulos de Cristo estén unidos principalmente con el vínculo de la unidad de Fe.”
               “…la unión de los cristianos no se puede fomentar de otro modo que procurando el retorno de los disidentes a la única :y verdadera Iglesia de Cristo, de la cual un día desdichadamente se alejaron; a aquella única y verdadera Iglesia que todos ciertamente conocen y que por la voluntad de su Fundador debe permanecer siempre tal cual El mismo la fundó para la salvación de todos.” 

Papa Pío XI, Encíclica “Mortalium Animos”, 6 de Enero de 1928

Lascia un commento

L'indirizzo email non verrà pubblicato.

Questo sito usa Akismet per ridurre lo spam. Scopri come i tuoi dati vengono elaborati.